Cuatro escuelas vandalizadas fue el saldo que las vacaciones navideñas dejaron para la educación pública; entre los daños se encuentran una escuela secundaria “graffiteada”, un robo de cableados en otra secundaria, un robo de una bomba de agua en un preescolar y un cerco perimetral dañado a causa de un auto, en otro preescolar.

Lo anterior lo dio a conocer Martín Corella Fierro, delegado regional de la SEC por parte del gobierno del estado, quién además agregó que mantiene una coordinación con Seguridad Pública, encabezada por Luis Édgar Labra Zarate, en la que mantienen supervisión en las escuelas durante las vacaciones, y resaltó Corella que estas vacaciones fueron tranquilas en comparación con años anteriores.

Aclaró el delegado que las escuelas que se vieron víctimas de los daños, se encuentran en zonas marginales y en colonias aledañas a las primeras, y que dicha problemática muy seguramente tuvo que ver con eso.

Los daños aún no se han escatimado en que tanta perdida monetaria significarán para las escuelas públicas y la SEC, pero esperan en la delegación que los directores de las escuelas afectadas se encarguen de presupuestar los daños, para después realizar el apoyo.

Consideró Corella que no tuvo mayor repercusión en el alumnado los actos vandálicos, pues el primer día de clases se presentó un 98% del alumnado en todas las escuelas del municipio, y un 100% de toda la planta docente.