Comparte DIARIO NOTICIAS en tus redes

Un enorme agujero se formó en el área conocida como Las Cabinas, en el área de playa del Golfo de Santa Clara, durante la noche del domingo y todo el lunes; tan grande que los vecinos le llamaron el “mini-cañón del Colorado”. Una grieta enorme formada por la gran cantidad de agua que buscaba llegar al mar.

“Esto comenzó desde el domingo por la noche, a las doce. De pronto se comenzó a venir mucha agua por la lluvia que cayó aquí en el pueblo”, señaló José Guadalupe López, conocido como “El Indio”.

“Así es siempre que se viene el agua. Nosotros estamos en un hoyo y toda el agua que llueve allá arriba se nos viene porque busca llegar a la playa”, expresó Juana Zamudio Olivas, esposa del “Indio”, quien señaló que apenas alcanzó a llegar de Rosarito para estar al pendiente de sus hijos durante la tormenta.

“Aquí estaba yo, con mis hijos, William y Trinidad, al pendiente de que no les fuera a pasar nada porque ya ve cómo son los chamacos, que se ponen como locos cuando se viene una lluvia”, dijo.

William va al Kínder, Trinidad, a la Secundaria. Ellos, como los centenares de estudiantes del Golfo, se quedaron en casa ante la orden de suspensión de clases emitida por el Gobierno del Estado.

Doña Juana prefiere que sus hijos estén en su casa mientras pasa la tormenta.

“Gracias a Dios no pasó nada en esta ocasión. Al menos eso creo, porque ahorita prefiero no salir porque luego pone uno en riesgo a los hijos”, expresó.

Los vecinos de ese sector piden a las autoridades que agilicen las acciones de remoción de las toneladas de tierra para que la vida en el golfo de Santa Clara vuelva a la normalidad.

Share post with: