Comparte DIARIO NOTICIAS en tus redes

Productores agrícolas del valle sanluisino denuncian que una buena cantidad de caminos vecinales se encuentran en muy malas condiciones; algunos de ellos tienen tramos intransitables para los equipos de trabajo.

Señalan que les cuesta muy caro estar arreglando los daños que las condiciones de la carretera provocan en los camiones de carga, pick up, tractores y demás vehículos que deben circular entre grandes baches.

Pero, sobre todo, reclaman el riesgo constante que enfrentan los agricultores y sus familias al circular por esos tramos carreteros. En repetidas ocasiones se ven obligados, dicen, a invadir el carril contrario para esquivar los tremendos agujeros de la carpeta asfáltica.

Así lo dio a conocer el señor Serafín González, trabajador de un rancho del valle, quien aseguró que el transitar por esos tramos carreteros se ha convertido en un riesgo constante. Destacó que hay pedazos en que no pueden transitar los carros.

“Estos son caminos para burros, que sería lo único que puede andar por estas carreteras vecinales”, dijo don Serafín, mientras usaba el azadón para cortar unas hierbas que estaban al frente del rancho.

Señaló que en varios tramos los conductores prefieren  conducir sus unidades por un lado de la carpeta asfáltica para evitar caer en tantos hoyos, lo que pone en riesgo de que el carro, o camioneta se vaya a alguno de los canales de riego.

Señalan que ellos necesitan los tramos vecinales para sus labores diarias de la agricultura, como el camino al ejido Monumentos, San Luis-Colonia Hidalgo, La Bolsa, el tramo Lagunitas-Independencia, el de Monumentos, ejido San Luis-Colonia Hidalgo, que están en lamentables condiciones.

Reclaman que el gobierno federal los tiene muy castigados con los precios de los cultivos y la falta de programas de apoyos y, de paso, deben hacer reponer las partes dañadas por las malas condiciones de la carretera.