Por: Periódico Excélsior

La revista Time incluyó al presidente Andrés Manuel López Obrador entre las 100 personalidades más influyentes del mundo en 2019.

La publicación consideró en la lista a ocho latinos. Además del mandatario mexicano incluyó, de nuevo, al argentino Jorge Mario Bergoglio, el papa Francisco; al mandatario brasileño Jair Bolsonaro; al opositor venezolano Juan Guaidó, presidente encargado de Venezuela; a la actriz mexicana Yalitza Aparicio, primera indígena nominada a un Oscar como mejor actriz, por la película Roma; a la congresista Alexandria Ocasio-Cortez; al cantante puertorriqueño Juan Carlos Ozuna y a la pintora venezolana Luchita Hurtado.

El texto de presentación de López Obrador fue redactado por Jorge Ramos, el polémico presentador de televisión, quien recientemente tuvo diferencias con el mandatario en una conferencia matutina en Palacio Nacional.

Jorge Ramos escribió que a López Obrador “le gusta pensar en sí mismo en términos grandes e históricos, y definió a su gobierno como la Cuarta Transformación”, en referencia a los grandes cambios que ha sufrido el país: la guerra de Independencia, la Reforma y la Revolución Mexicana.

La revista estadunidense incluyó entre los 100 más influyentes a Greta Thunberg, joven activista sueca contra el cambio climático, quien ha luchado contra la
contaminación del planeta y la degradación ambiental.

Con 16 años, se ha convertido en la inspiración de jóvenes de todo el mundo, pues a mediados de marzo protestaron contra el cambio climático en unos 150 países.

La voz de la joven sueca, quien fue diagnosticada con el síndrome de Asperger a los 11 años, llegó al Foro Económico de Davos. Incluso ha sido propuesta para el premio Nobel de la Paz.

De Juan Guaidó, el expresidente de Colombia Juan Manuel Santos escribió que este joven venezolano supo unir a la oposición a la dictadura de Nicolás Maduro, y destaca que ha evitado un “baño de sangre” en su país.

La inclusión de Bolsonaro se justifica, de acuerdo con el editor general de Time, porque el presidente de Brasil “representa una brusca ruptura con una década de corrupción de alto nivel”.

La exprimera dama Michelle Obama y el actual presidente estadunidense Donald Trump también integran la lista.

Share post with: