Comparte DIARIO NOTICIAS en tus redes

Los legisladores del Congreso de la Unión para tomar medidas relacionadas con el campo, es preciso que  primeramente se informen y después las apliquen para no cometer errores que traigan consecuencias.

La sugerencia la hace el campesino del ejido Independencia, Roberto Medina González, quien asegura que medidas como los recortes al presupuesto de la ahora Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural –SADER-, es lo que han contribuido a que el campo este caído.

“No hay apoyos, no hay derrama económica y los cultivos no tienen precios, generando esto el caos que ya se está agravando, y que la tierra esté pasando a otros campesinos en calidad de renta”, expreso.

En lo personal, dijo, tuve que traspasar la parcela porque tres años consecutivos sin tener ganancia en el trigo, me obligó a salir de la actividad.

“En esos tres años, solo lamentos exclamamos los productores, pero nunca los diputados del Congreso los escucharon ni vinieron a conocer de cerca lo que sucedía para que los campesinos dejáramos de sembrar”, revela quien ahora vive de otra actividad.

Dice no recordar desde cuándo un diputado no ha estado con los campesinos preguntando qué hacer para revertir el galopante rentismo de tierras que hay.

Ahorita, recordó, creo que tenemos dos diputados en el Congreso y ninguno se ha acercado con nuestros líderes, mucho menos con nosotros directamente, a investigar por qué todas las tierras ejidales no son sembradas por sus propietarios.

“Si no conocen el problema, cómo nos van ayudar a recuperar las tierras a través de buenos precios a las cosechas y de insumos baratos”, indicó quien dice tener ganas de sembrar.

“Es necesario que los legisladores no tomen medidas a la ligera como la reducción de los presupuestos, tal como se hizo con el del campo,  donde se está generando una parálisis”, aseguró.