Un conductor no identificado chocó contra la barda de una casa habitada y se dio a la fuga para no responder por los daños.

Esto ocurrió cerca de las nueve de la mañana en la avenida Zacatecas entre las calles 23 y 24.

Al llegar la policía vio que se encontraba dañado un cerco perimetral de ladrillo y con herrería artística en la parte superior, de aproximadamente 6 metros de longitud.

Según los trabajos realizados por los oficiales de tránsito, el percance se registró luego que el conductor del vehículo  transitaba a exceso de velocidad de este a oeste por la avenida Zacatecas.

En un momento dado el conductor fantasma pierde el control para proyectarse a su lado derecho con el cerco de ladrillo, dándose  a la fuga del lugar, desconociéndose el tipo de vehículo.

Share post with: