La tormenta tropical “Bud” tuvo algunos efectos en el fuerte oleaje en las playas del Golfo de Santa Clara; a pesar de esto, el poblado playero gozó de un buen clima que hizo que los visitantes al mismo aprovecharan  y disfrutaran el mar.

Cabe señalar que no hubo personas lesionadas y ni daños materiales que considerar, lo que sí fue la suspensión de la pesca del aguamala, al menos hasta el lunes próximo.