Comparte DIARIO NOTICIAS en tus redes

Un jovencito resultó con serías lesiones en ambas piernas y en la mano derecha, luego de que fue atacado con una escopeta.

Los balines le causaron daños que ameritaron el traslado a un hospital de Estados Unidos.

Los hechos ocurrieron cerca de las once de la noche del lunes en la avenida Lázaro Cárdenas y calle 47, en terrenos de la colonia Nuevo San Luis.

Hasta el momento se desconocen los motivos para que el agresor haya disparado, pero en los últimos ataques se ha comprobado que los efectos de las drogas han motivado distintos ataques.

Tras el disparo a corta distancia, el menor fue auxiliado por unos amigos y personas del sector, quienes le colocaron algunos torniquetes en las pantorrillas para evitar hemorragias.

Luego, tras la llegada de los paramédicos, fue estabilizado y llevado a un hospital, para luego cruzarlo a Estados Unidos.

Sobre los atacantes se saben los apodos y ya las autoridades trabajan para ubicarlos y detenerles.

En los últimos meses el problema del pandillerismo se ha agravado en la ciudad, por la portación de armas de fuego, antes eran cuchillos y machetes.